¿Cómo va a evolucionar la profesión veterinaria en los próximos años?

POR RAFAEL LAGUENS

¿Cómo va a evolucionar la profesión veterinaria en los próximos años?

El presidente de la Federación Europea de Veterinarios (FVE) reflexiona en este artículo sobre el futuro de la profesión y los objetivos del proyecto Vet Futures.

RAFAEL LAGUENS
RAFAEL LAGUENS

Siempre resulta difícil prever el futuro, más en estos tiempos de mudanzas vertiginosas (económicas, sociales, políticas, tecnológicas, etcétera). La profesión no puede permitirse permanecer pasiva ante los cambios que se están produciendo. El proyecto Vet Futures se ha creado con el propósito de unir fuerzas para que desde la profesión se tomen medidas adecuadas que permitan afrontar y perfilar su propio porvenir.

Hacer frente a los retos del día a día deja, tanto a individuos como a organizaciones, poco tiempo y energía para considerar las perspectivas de futuro. A pesar de ello, el Royal College of Veterinary Surgeon (RCVS) y la British Veterinary Association (BVA) pusieron en marcha el proyecto Vet Futures. Con el convencimiento de que la profesión veterinaria debe hacerse cargo de su propio devenir, ambas organizaciones vieron la necesidad de estimular un amplio proceso de reflexión en el colectivo veterinario, con la finalidad de determinar acciones concretas para resolver los problemas y asumir los retos que tiene la profesión.

Los objetivos clave de Vet Futures son:

-Recoger las tendencias profesionales que se perciben en la actualidad, cuestionando y validando las conclusiones que puedan extraerse de esas tendencias.

-Escrutar el horizonte para determinar los desafíos y las oportunidades con las que la profesión debe modelar su futuro. Teniendo en cuenta las circunstancias que favorecerán o dificultarán este proceso.

-Considerar cómo tienen que plantearse todos estos temas, cómo debe prepararse la profesión y qué apoyos serán precisos.

-Acordar un plan de acción con todos los sectores involucrados para permitir que la profesión afronte los retos y aproveche las oportunidades que se presenten de la forma más conveniente.

Los trabajos se iniciaron en noviembre de 2014 y el objetivo de la primera fase consistía en identificar los temas de importancia estratégica para la profesión. Para ello se emplearon diversas herramientas: una extensa revisión bibliográfica, la utilización de las redes sociales para informar y posibilitar un amplio proceso de discusión, entrevistas con veterinarios y representantes de otros sectores, reuniones de expertos, encuestas a veterinarios y encuestas al público en general.

El paso siguiente fue la depuración y validación de los datos obtenidos. En esta etapa se realizaron reuniones con veterinarios y representantes de otros sectores en diferentes partes del país, reuniones de expertos, encuestas a estudiantes, encuestas a recién graduados y un concurso de trabajos sobre el futuro de la profesión.

Rafael Laguens

En noviembre de 2015 se publicó un informe que recogía los seis objetivos estratégicos a los que debe aspirar la profesión:

  1. Ser la fuerza motriz que lidere la sanidad y el bienestar animal, siendo reconocida adecuadamente por administraciones, población y sectores relacionados con la profesión.
  2. Asumir una posición clara y firme en las múltiples funciones que la veterinaria tiene en la sociedad, incluyendo la salud pública y la sostenibilidad medioambiental.
  3. Ser una profesión segura de sí misma, fuerte, sana y bien estructurada.
  4. Disponer de una carrera profesional amplia, diversa, estimulante y gratificante.
  5. Ser una profesión próspera, innovadora, con diversidad de modelos de negocio, con servicios de calidad que respondan a las necesidades del cliente, adecuadamente retribuida y fomentando el bien de los animales de forma continuada.
  6. Que toda la profesión veterinaria se beneficie de un liderazgo de excelencia, preparando las próximas generaciones de líderes y hablando con una sola voz.

Estas seis ideas clave se complementaban con 34 recomendaciones más específicas. Además se identificaron dos temas trasversales, la educación y la normativa reguladora, que juegan un papel fundamental para conseguir los objetivos marcados.

La tercera fase de Vet Futures ha consistido en la elaboración de un Plan de Acción, presentado en julio de 2016, en que las recomendaciones recibidas se han transformado en 24 acciones concretas. Cada acción se acompañaba de una exposición de motivos, una descripción de los pasos a dar, un calendario de actuación, quien debe realizar la acción y cómo evaluar los resultados. El plan pretende ser un documento vivo, que evolucione con el tiempo según se vayan desarrollando las prioridades, según cambie el contexto socio-político y dependiendo de las novedades que surjan en el horizonte profesional.

Una de las acciones contempladas en el Plan de Acción de Vet Futures del Reino Unido era solicitar que la FVE considerase la posibilidad de trasladar esta iniciativa al resto de Europa. La FVE creó un Grupo de trabajo ad hoc con la misión de explorar la mejor manera de trasladar el proyecto Vet Futures al contexto europeo. Durante la última asamblea general de la FVE se realizaron una serie de talleres para debatir los retos y oportunidades que se atisban en el futuro de la veterinaria europea. En la próxima asamblea se tomarán las decisiones adecuadas para continuar con el proyecto. Mientras tanto, organizaciones profesionales de varios países como Francia, Alemania, Suiza y otros, han puesto en funcionamiento sus propias iniciativas.

Finalmente, cabe destacar que Vet Futures también ha inspirado otras iniciativas de carácter independiente. Todo esfuerzo y enfoque que contribuya a determinar el futuro de la profesión debe ser valorado y bienvenido porque, según Peter Druker, “la mejor manera de predecir el futuro es crearlo”.

Más información:

1) http://www.vetfutures.org.uk

Noticia
Friso arriba 4 columnas foto